Composición y distribución de los elementos al encuadrar, de Fructu Navarro

Aunque una buena cámara pueda parecer imprescindible para realizar fotografías de calidad, son más importantes la técnica y el espíritu creativo. Y a esto hay que añadirle la práctica: probando una y otra vez lograremos que nuestras imágenes destaquen, sea cual sea el dispositivo de captura.

En libro Iniciación a la fotografía digital de Fructuoso Navarro encontrarás todo lo que necesitas saber acerca de tu cámara: cómo hacer excelentes fotos, cómo entenderlas, desde dónde tomarlas, cómo componerlas o iluminarlas. Y aparte de la información técnica, analizarás conceptos como mensaje, espectador, medio, comunicación, lenguaje visual o composición.

La cámara es la herramienta, pero la mente es quien nos enseña a hacer fotografías poniendo nuestra personalidad en ellas. Por eso, el autor del libro ha querido ir más allá para que no pierdas detalle. ¡Sigue leyendo!

Frente a un paisaje seremos incapaces de mover las montañas al igual que la mayoría de los elementos que haya en él.

¿Cómo conseguir que la distribución sea adecuada?

_RU_9178_9_tonemapped

Para conseguir que dicha vista quede exactamente a tu gusto, tendremos que acomodarnos a aceptar lo que hay y a sacarle más partido desde la modificación de los ángulos de la toma, las alturas etc. Aquí es donde toma efecto la composición, ya que es una herramienta de control.

El cerebro se inventa muchas de las cosas que tenemos delante, es por ello que muchas veces lo que pensamos haber visto no se parece a lo que hemos fotografiado. Aprender a ver cómo lo hace la cámara es fundamental.

En este libro de fotografía se habla de composición, distribución de elementos. Es importante que dentro de nuestras posibilidades ordenemos partes de la escena que vamos a fotografiar, lo haremos dentro del recuadro-visor de nuestra cámara, dispositivo de captura. La mejor forma es seguir unas pautas o consejos a fin de ir adquiriendo destreza. Iremos dirigiendo y colocando elementos como si de las piezas de un puzle se tratase buscando que encajen armoniosamente para crear nuestra obra.

Fructu nos enseña que el elemento principal de una buena composición es el mensaje, igual que en el ejemplo de las piezas de un puzle: Una vez compuestas, muestras una figura, una postal, un paisaje o un significado cualquiera. Por ello, en fotografía debemos pensar que el resultado de esa creación debe tener un mensaje.

En ocasiones, moveremos éstas físicamente a nuestro libre albedrio, en otras somos nosotros los que nos movemos dentro de los ejes que la situación específica nos permita hasta que la imagen quede en el orden deseado.

Podríamos nuevamente, tal y como hemos venido haciendo, comparar la composición con la creación de una pieza musical, repartir u ordenar armoniosamente tonos, y semitonos, para que cuando el receptor escuche esa creación genere en él un efecto agradable.

En el caso de la música, una hoja de papel pautado está vacía, la partitura está en blanco; en el caso de la fotografía, las imágenes están ahí y hay que aceptarlas y tratar de ordenarlas. Igual que no siempre se realiza la mejor composición musical, no siempre se consigue la foto perfecta, pero siempre hay una parte que te dice: “Inténtalo de nuevo”. Conviene decir que los resultados van a ser mejores cuando pones en práctica unas cuantas normas -que no reglas-, las llamadas normas compositivas.

¿Te han gustado los consejos de Fructuoso Navarro? No puedes perderte todo lo que te espera en su libro Iniciación a la fotografía digital.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s